La prensa en estado de rebelión ciudadana

Discurso en el Día de la Prensa.

Oriana Zorrilla

Presidenta Consejo Metropolitano Colegio de Periodistas de Chile

Un 13 de febrero de 1812, Camilo Henríquez fundó la Aurora de Chile.

Fue un día glorioso para la causa independentista de nuestro país, se trataba de impulsar el ideal patriótico y libertario contra la corona española.

Hoy, la Aurora de Chile, en su Bicentésimo Octavo Aniversario, está más vigente que nunca para defender la libertad de expresión y para encauzar las tareas que nos conduzcan a una democracia plena.

En regiones han atentado contra el padre de la prensa nacional, sin embargo, aquí rescatamos su figura y valentía en los tiempos de construcción de nuestra identidad nacional.

A casi cuatro meses de la rebelión ciudadana del 18 de octubre y, que se sigue prolongando, los chilenos y chilenas dejamos al desnudo un sistema que abusa con la salud, la educación, las pensiones y la cultura.

También quedó en evidencia, que los grandes medios de comunicación mienten, realizan montajes y modelan las conciencias para mantener los privilegios de una elite dominante.

A esto se suma la precariedad laboral, con su secuela de despidos, abusos en las jornadas, polifuncionalidad y malos tratos tanto en la prensa escrita, como en las radioemisoras, televisión y los portales digitales.

Ello, exige a los periodistas y a los trabajadores de las comunicaciones, en general, unidad de acción, trabajo colectivo y participación.

Pero por, sobre todo, demanda trabajar intensamente por el proceso constituyente que dé a luz una Nueva Constitución para Chile, que consagre el derecho a la comunicación.

Nuestro Congreso en Antofagasta, realizado hace un par de semanas, fue categórico, nos unimos en una sola voz de Arica a Punta Arenas: Nuestra exigencia es que la Nueva Constitución debe garantizar la existencia de medios de comunicación social, libres, independientes y plurales, prohibiendo la concentración en la propiedad, financiamiento o control de los medios de comunicación social. Así se reconocerá el derecho de la ciudadanía a una información pluralista y veraz.

El Colegio de Periodistas de Chile, desde su fundación a la fecha, tiene una actitud enérgica frente al rol social que debe cumplir el periodismo frente a la ética y la defensa de los derechos humanos, que son los ejes fundamentales de nuestro quehacer.

Todo nos indica que este año será muy duro, porque la autoridad no escucha las demandas, ni tampoco se hace cargo de la crisis denunciada por distintos sectores de la sociedad, incluido nuestro gremio.

Junto con rendir un legítimo homenaje a Camilo Henríquez y a la fundación de la Aurora de Chile, realizamos un llamado a que la sociedad -en su conjunto- demande el derecho a la comunicación y exigimos al Gobierno respeto a los derechos humanos de los chilenos y chilenas y, muy en particular de quienes, están en la noble tarea de informar a la ciudadanía.



Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *